La muerte a la puerta el infierno detrás

1459ED4A-ED70-4F55-B02E-4A11CDCAD18DEn una sociedad religiosa en plena decadencia, no se escucha mas acerca de la realidad que el hombre vive por un tiempo fugaz y después el infierno. Se dice “no asustes, no hables de ello, a la gente le gusta venir a oír acerca de bendiciones, prosperidad”. He aquí dos breves predicaciones llenas de verdad

¿Conoces este hombre?
Archivaldo Brown

“¿Qué hombre vivirá y no verá muerte?
¿Librará su vida del poder del Seol?” Salmo 89:48

¡Cuán pocos hombres meditan sobre su propia muerte! “¡Todos los hombres piensan que todos los hombres son mortales, menos ellos mismos!”

Estuve hablando con un amigo esta tarde sobre la procesión continua de funerales que pasa por mi casa un domingo por la tarde; y mientras hablábamos, no pude evitar decirme: “¡Me resulta tan difícil darme cuenta de que puedo estar mirando el coche fúnebre que en poco tiempo me llevará!”

¿Alguna vez has tratado de ver tu propia muerte? No te hará daño; así que toma la Palabra de Dios, y lee: “Está establecido que el hombre muera una vez, y después viene el juicio”. Hebreos 9:27.

¿Ves a ese hombre acostado en esa cama? ¿Oyes lo esforzada que está su respiración? ¿Ves qué grandes gotas de sudor están sobre su frente? Lo tomas de la mano e intenta hablarte, pero no puede. Y allí, en la esquina de la habitación, se oye el llanto reprimido de la esposa mientras se lleva a su hijita al regazo. La respiración del moribundo se vuelve más pesada y el médico dice: “No hay nada más que pueda hacer”.

¿Conoces a ese hombre? ¡Por qué, eres tú mismo!

“Es mejor ir a una casa de luto que ir a una casa de festejos, porque la muerte es el destino de cada hombre, los vivos deben tomar esto en serio”. Eclesiastés 7: 2

Veamos la siguiente:

¡Si Dios quitara la cubierta de la boca del infierno!

(Joseph Alleine, “Alarma a los inconversos” 1671)

¡Oh incrédulo! Mira hacia abajo en el pozo sin fondo! ¿Ves cómo el humo de su tormento asciende por los siglos de los siglos? ¿Qué piensas de esas cadenas de oscuridad? ¿Puedes conformarte con arder para siempre? ¿Ves cómo el gusano roe, cómo arde el fuego? ¿Ves ese gran abismo de perdición? ¿Tomarás tu habitación allí?

¡Oye tu oreja a la puerta del infierno! ¿Oyes las maldiciones y las blasfemias, las llagas y los gemidos? ¡Cómo lloran sus locuras y maldicen su día! ¡Cómo rugen y rechinan los dientes! ¡Cuán profundos son sus gemidos! ¡Qué inconcebibles son sus miserias!

¡Oh, cuán temeroso sería el clamor, si Dios quitara la cubierta de la boca del infierno y dejara que el grito de los condenados ascendiera con todo su terror entre los hombres! Y de sus gemidos y miserias: El énfasis y el dolor penetrante de los condenados será esta frase, “¡Para siempre, para siempre!”

Como Dios vive, estás a unas pocas horas de todo esto, a menos que seas convertido. Si hay algo que pueda llamarse locura y locura, y cualquier cosa que pueda considerarse absurda, brutal e irracional, es esto: ¡continuar en tu estado inconverso!

Oh pecadores, vean con qué Dios tienen que lidiar. Si vuelves, “Él tendrá misericordia de ti; él someterá tus iniquidades y arrojará todos tus pecados a las profundidades del mar”.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .