¡Aquí Viene El Esposo!

img_0287Una pepita de oro para reflexionar

Por John J. Hunt

«Entonces, el reino de los cielos será semejante a diez vírgenes que, tomando sus lámparas, salieron a recibir al Esposo…Y a la medianoche se oyó un grito: ¡Aquí viene el Esposo; salid a recibirle!» (Mateo 25:1, 6).

La atención está llamada a Su venida NO como Salvador, sino como Esposo – no como Guerrero de Armagedón, sino como Esposo – no a «la cena del Gran Dios» (Ap0calipsis  19:17), sino a la cena de boda del Cordero.

Cristo viene como el Joyero por Sus joyas (Mal. 3:17), como el Cosechero por Su trigo (Mt. 13:30), como el Mercante por Sus perlas (Mt. 13:45), como el Noble por Sus siervos (Lc. 19:12), como el Pastor por Sus ovejas (1 Pe. 5:4), como el Pariente por Su Rut (Rut 4:14-15), como el Esposo por Su esposa. Él viene a la boda antes de venir a la guerra (Ap. 19). Él vendrá como el Guerrero de Armagedón, pero primero como el Esposo divino.

«¡Aquí viene el Esposo!» Él seguramente vendrá. El día lo sabe Dios. Ninguno de nosotros lo sabemos. Nada lo puede prohibir. Él lo ha prometido en Su Palabra. Tiene que ser. Nada lo puede desviar. Ningún intento de aguar las Profecías lo puede evitar. La Segunda Venida de Cristo es tan cierta como la integridad de Dios Todopoderoso.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s